Skip navigation

Tragicomedia de amor e inquilinato

Rafael Azcona se plantó en el Madrid de los cincuenta con lo puesto y con veinticinco años. Se buscó la vida: la literaria y la otra. Y una habitación. Pasó por las pensiones y el realquiler. Y para pagárselo tuvo que trabajar en una carbonería o en el turno de noche de un Hotel. Cuando ya era un autor publicado leyó en la prensa un caso ocurrido en Barcelona: un ¡oven se había casado con una anciana para heredar el derecho a su piso de renta antigua. De la noticia surgió “El pisito“, novela de amor e inquilinato, que escribió en 1957. Y de la novela, el guión de la película, dirigida por Marco Ferreri.
Azcona, que nunca se conformó con la primera escritura de sus novelas porque creía que habían sido escritas en estado de censura, las empezó a revisar a finales de los años noventa. Reescribió, por supuesto, “El pisito“, lo que permitió que generaciones actuales de lectores lo descubrieran. Hacía 2002, le propuse la ¡dea de reinventar su pisito para el teatro. A lo largo de nuestro proceso de adaptación, prolongado hasta encontrar la Compañía y la Dirección idónea, Rafael siempre estuvo cerca, comentándonos cuestiones dramatúrgicas o de estilo, y atendiendo nuestras aportaciones. Siempre receptivo y generoso.
No hemos querido cambiar la época en que fue escrita la novela porque el asunto de “El pisito” se actualiza solo; esa España de los años cincuenta del subdesarrollo y, posteriormente, a principio de los años sesenta del comienzo del consumismo a ultranza. Entonces, cuando a una pareja con una economía precaria le era imposible casarse por no poder comprar o alquilar un piso y se veía en la necesidad de que el novio se casase con una anciana ¡aquilina de un piso de renta antigua para así heredar el inquilinato del piso a su fallecimiento. Actualmente todo ha cambiado, la pareja que se quiere independizar y tener su propio “pisito” lo tiene soluciónetelo casándose con un banco para treinta años… o más.
El pisito“, además de un texto, era una óptica: la suya, imperecedera, incesante, y viva.

Juanjo Seoane y Bernardo Sánchez

ElPisito

El pisito y sus versiones

Rafael Azcona firmó tres versiones de “El pisito“. En 1957 se publicó la primera, escrita en dos meses y en precarias condiciones. En 1961 se editó el guión de la gran película que dirigió Marco Ferreri, quien la orientó hacia un neorrealismo puesto al día. Y en 2005 apareció la versión definitiva, sin autocensura y con algunas aportaciones extraídas de la película. Y en el tercero y último “pisito” se basa esta cuarta versión, la adaptación teatral que están ustedes a punto de presenciar y que el propio Azcona encarqó a Juanjo Seoane y Bernardo Sánchez, autor también de “El Verdugo“, primer estreno teatral del universo azconiano.
El pisito” es un saínete madrileño, de humor algo más oscuro que el de Arniches -aunque no muy lejano del de “La Señorita de Trevélez“, también llevado al cine por Juan Antonio Bardem en su emocionante “Calle Mayor“- y tratado con una cierta forma de realismo que continúa esa tradición española que va desde la Picaresca hasta nuestros días y que sitúa a Rafael Azcona como heredero natural del costumbrismo de Larra, de los esperpentos de Valle o de Baraja. Y muy próximo al mundo artístico de Goya o Solana.
Para poner en pie esta historia de supervivientes -muy divertida y algo cruel, pero siempre llena de ternura e ironía crítica-, he contado, aunque suene a tópico en estas líneas de presentación, con el mejor equipo artístico y técnico posible (véanse las fichas adjuntas para comprobarlo), todo ello envuelto en una escenografía que homenajea las inolvidables portadas de “La Codorniz“, revista en la que se inició Azcona. Y pretendiendo acercarme al mundo de ese otro gran maestro que es Luis Berlanga.
Ahora, y por una módica entrada, este “pisito” es suyo. Ojalá lo disfruten tanto como nosotros lo hemos hecho al edificarlo.

Pedro Olea

Teatro Marquina, hasta el 31 de octubre

Anuncios

One Trackback/Pingback

  1. […] de vida. Una vez que ésta muera en el piso podrá vivir la pareja y casarse por fin. Basada en la novela escrita por Rafael Azcona, fue llevada al cine en 1959 por el director Marco Ferreri. Ahora llega al teatro Marquina con la […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: